julio 17, 2019

Taller de Investigación Histórica sobre Fútbol

Fútbol, historia, estadística, literatura, periodismo y cultura popular: todo eso se combina en la nueva edición del Taller de Investigación Histórica sobre Fútbol que ofrece Entre Tiempos, el primer y único espacio cultural de la Ciudad de Buenos Aires dedicado a la historia del fútbol (Salta 1108 casi esquina Humberto Primo).

Ideado y dictado desde 2005 por el periodista, docente e historiador de fútbol Esteban Bekerman (creador y director de Entre Tiempos), el Taller, que puede cursarse tanto de manera presencial como a distancia e incluso combinando ambas modalidades, permite explorar de un modo novedoso, profundo y ameno el pasado del fútbol argentino y mundial, los clubes y jugadores que lo protagonizaron y las posibilidades de generar trabajos, productos e iniciativas al respecto, gracias al empleo de una metodología creada especialmente a estos fines y una multiplicidad de recursos claramente disruptivos en la materia.

Si bien cualquier interesado puede participar, el Taller apunta especialmente a periodistas, estudiantes de periodismo, historiadores e investigadores aficionados. A lo largo de 16 encuentros (uno por semana durante cuatro meses), los participantes concretamente podrán:

1) Incorporar una metodología de trabajo muy útil para realizar de la manera más completa y correcta posible investigaciones sobre cualquier tema relacionado con la historia del fútbol.

2) Descubrir las nuevas herramientas que la tecnología pone a su disposición a estos fines y ejercitarse en su uso.

3) Compartir sus inquietudes y trabajar mancomunadamente con otras personas interesadas en la historia y las estadísticas del fútbol, en un ámbito ideal para hacerlo.

4) Acceder a una gran cantidad de material histórico (libros, revistas, documentos, imágenes, etc.) que en su mayor parte sólo unos pocos especialistas podían consultar hasta ahora, a fines de documentarse del mejor modo sobre los temas que quieran investigar y difundir bien lo hallado tanto desde lo informativo como visualmente.

5) Armar su propio archivo y experimentar los beneficios que reporta clasificar y ordenar correctamente la información y el material que vayan consiguiendo, tanto durante el Taller como a posteriori.

6) Recibir asesoramiento profesional para estructurar y exponer las informaciones e historias que descubran de un modo muy atractivo y novedoso, articulándolas con ideas y datos del contexto futbolístico, social, político y económico que permitan dimensionar correctamente su importancia e impactar con nuevos hallazgos.

Vale destacar que, amén de funcionar a modo de única tienda de libros, revistas y pósters especializada en historia del fútbol de Buenos Aires, Entre Tiempos cuenta con biblioteca, hemeroteca y un gigantesco archivo de material periodístico y fotográfico que, tanto en papel como en formato digital, es puesto íntegramente al servicio de las investigaciones que los participantes del Taller eligen hacer en el comienzo de la cursada.

Se trata, en definitiva, de revolucionar la forma de producir periodismo, literatura y cultura en relación con la historia del fútbol, cuestionando todo lo establecido -en muchos casos erróneamente- por relatos parciales, míticos, superficiales o fundados sólo en el saber popular, pero intentando asimismo rescatar y reflejar claramente las dimensiones humanas, sociales, culturales, políticas y económicas de cualquier acontecimiento o fenómeno futbolístico.

COMIENZO

Lunes 12, viernes 16 o sábado 17 de agosto de 2019, según día que se elija para realizar el Taller.

ARANCEL

Residentes en Argentina: $ 1150.- por mes, a ser abonados por transferencia bancaria o en efectivo del 1 al 10 de cada mes. 

PROMO POR PAGO ADELANTADO: Si pagás las cuatro cuotas juntas al comienzo de la cursada recibirás una bonificación de $ 600, por lo que sólo deberás abonar $ 4000.-

Estudiantes de periodismo deportivo (presentando certificado de estudios): $ 950.- por mes. 

Residentes en otros países: U$S 33.- por mes (en caso de abonar las cuatro cuotas juntas al comienzo de la cursada se les hará una bonificación de U$S 17, por lo que sólo deberán abonar U$S 115.-), a pagar vía Western Union u otros sistemas similares.

ABIERTA LA INSCRIPCIÓN
La reserva de vacantes se realizará contra pago del arancel de agosto.

GRUPOS REDUCIDOS. VACANTES LIMITADAS.

PARA INSCRIBIRTE O PEDIR MÁS INFORMACIÓN, HACÉ CLICK AQUÍ

julio 03, 2019

Metiendo el bisturí

Brasil es un equipo muy bien fogueado y trabajado por Tite desde hace ya unos años. Rico en técnica y variantes. Con figuras top a nivel mundial en todos los puestos.

Argentina es un cúmulo de buenas voluntades que recién durante la Copa encontró algo cercano a una línea de juego después de un arranque sin la menor idea de a qué jugar, tocando la pelota intrascendentemente hacia los costados y tirándole pelotazos a Agüero (¡¡a Agüero!!!). Con pibes aún verdes, tipos que juegan por el nombre o en funciones para las que no son aptos y Messi, que, más allá de no poder brillar como lo hace allá arriba si lo obligan o se obliga a bajar al círculo central a buscar la pelota, siempre (bueno, casi siempre) aporta un plus, pero no llega a disimular esa falta de trabajo o fogueo previo, de riqueza técnica individual, de coherencia entre lo que saben hacer y lo que se les pide, de experiencia y de plenitud futbolística de sus compañeros, según cada caso.

Ningún análisis que se pretenda serio o profundo puede prescindir de estas cuestiones. Ninguno. Porque esto es fútbol. Es decir, juego de equipo.

En ganas y sacrificio ayer los igualamos y hasta los superamos. En juego (sobre todo juego de equipo) fueron infinitamente superiores ellos.

La jugada del primer gol dejó en claro lo que podía pasar apenas pisaran el acelerador. Y pasó, claro. Porque Paredes pudo haber recuperado más pelotas que las que uno podía imaginarse contra Qatar y Venezuela, pero contra Dani Alves demostró que lo de él no es la marca ni el quite ni mucho menos imponer presencia en la mitad del campo, sino que está para crear mucho más que para defender. Y el técnico argentino ni incluyó siquiera en el plantel un volante central con ese ADN defensivo que siempre debe tener un equipo -sobre todo uno argentino- en quien cumpla esa función.

A la larga o a la corta, esa increíble "omisión" de Scaloni se iba a pagar caro jugando en Sudamérica y contra sudamericanos. Mucho más, teniendo enfrente a un Brasil, que, como Colombia en el primer partido, nos demostró claramente que se puede dominar un partido y ganarlo bastante tranquilo sin tener "la posesión" que tanto pregona el ingenuo e inexperimentado DT nacional.

Lamentablemente, hoy en el periodismo deportivo está lleno de necios que no quieren ver y sólo saben o pueden apuntar a superficialidades como que "el equipo dejó todo", "se mejoró en la entrega", "fue el mejor partido de Messi en la Copa" (coincido), "si el cabezazo de Agüero entraba era otra historia" y "el árbitro nos perjudicò", como si no supìéramos que la Copa América la organiza la CONMEBOL y que jugando contra Brasil en Brasil los arbitrajes no serán del todo imparciales precisamente.

Todo eso que dicen muchos periodistas "hinchas" e hinchas "periodistas" que se creen muy sabios por decirlo puede ser cierto. Pero si queremos entender realmente lo que pasó ayer y sacar alguna conclusión útil de este nuevo traspié, tenemos que meter el bisturí a fondo aunque duela y partir de las premisas expuestas arriba. Es necesario profundizar en el anàlisis, y no caer en la trampa que nos proponen algunos de un debate sólo en función de los resultados, de los "méritos" o de las contingencias del juego.

Es Sudamérica, gente. Tierra de vivos y malandras, de tipos que saben y demuestran que el fútbol no es sólo "posesión" o "jogo bonito" sino también picardía, trabajo y capacidad defensiva. En gran parte, porque se lo enseñamos nosotros. Otra vez, no se la hagamos tan fácil.

junio 22, 2018

Un plus, no un "todo"

Para un fútbol con la grandeza histórica del argentino, Messi nunca debió haber sido más que un plus. Uno muy importante, pero un plus al fin. Y no: le dimos atribuciones de líder, quisimos que fuera Maradona, le pedimos que armara las jugadas y las definiera él mismo... Grave error. Pero después viene la otra discusión: ¿necesitamos que Messi hiciera eso porque no había otro capaz de hacerlo?

Me resisto a creer que el fútbol argentino no haya sido capaz de gestar otros generadores de juego en los últimos años como para que Messi no tuviera que hacerse cargo de ese rol. Lo seguro es que salvo en unos pocos casos (muy pocos) no se trabajó para que los haya. Y ahí tal vez esté el problema. En no ver qué estamos produciendo y qué tendríamos que producir desde el fútbol juvenil.

Algún día, espero, lo entenderemos. Algún día podremos comprender que para que Argentina gane algo en mayores no es cuestión de tener UN Messi por cuya formación como futbolista el fútbol argentino no hizo NADA, sino muchos jugadores capaces de conjugar en su juego la técnica, la picardía, la personalidad y el fuego sagrado o hambre de gloria que en otras épocas no muy lejanas cientos de jugadores argentinos DE TODOS LOS PUESTOS mostraban en el país y el mundo.

Esos atributos, claro, requieren de ciertas condiciones para desarrollarse correctamente. O sea, no basta con detectar los juveniles más promisorios y ponerlos sin más a jugar para sus clubes en Primera o a vestir la celeste y blanca. No. Hay que cuidarlos, fomentar su libre albedrío, permitir que maduren correctamente, tratar de que no caigan en la trampa de los representantes que les piden que cuiden las piernas porque en cualquier momento pueden irse a Europa, darles la chance de tener bien cerca líderes y ejemplos a quienes copiar no sólo en lo que a técnica respecta sino en cuanto a su sacrificio, su humildad... Y, sobre todo, dejarles bien en claro que ni la grandeza del fútbol argentino ni la de sus clubes empezó con Messi ni con Maradona, sino gracias a muchos otros jugadores que ya en los años '20 y los '40 permitieron lograr un prestigio nunca basado en UNA figura sino en varios, cientos de cracks geniales en todos los puestos, y en EQUIPOS maravillosos por su juego pero a su vez con el hambre de gloria necesaria para ganar y lograr títulos en el ámbito internacional.

Algo está claro: nunca, ni siquiera en los tiempos del gran Diego, dependimos como ahora de las apariciones de un iluminado o un Messías para poder evitar ridículos mayúsculos a nivel Selección. Y eso es lo que no tiene que pasar más. Esa dependencia que, si bien pudo y puede tener que ver con esa falta de figuras con buen pie que indudablemente padecemos, fue potenciada desde gran parte del periodismo con una deificación y una sobrecarga de exigencias sobre la figura de Messi cuya primera víctima es, paradójicamente y hoy más que nunca, el mismo Messi. Porque también está perfectamente claro a estas alturas que Messi no es "todo" como proclaman algunos ni puede serlo. Es y debe ser un plus de genialidad sin igual como en el Barcelona. Pero, también como en el Barsa, con él, detrás de él y aún -o mucho más- sin él puede y DEBE haber otras figuras y un EQUIPO. Al menos, si de lo que se trata es de representar dignamente la grandeza histórica del fútbol argentino.

febrero 26, 2018

Un "egresado" de lujo (¡y por partida doble!)


Si Boca es hoy en día ejemplo en lo que respecta al rescate y la preservación de su historia, mucho tiene que ver con ello su dirigente Sergio Brignardello. Un hombre apasionado por la historia de su club y la del fútbol argentino en general, a quien tuve oportunidad de conocer en 2006 cuando participó por primera vez de mi Taller de Investigación Histórica sobre Fútbol.

Por entonces, la entidad de la Ribera no tenía aún un área dedicada a obtener, clasificar y poner en valor documentos históricos y publicaciones antiguas como actualmente la tiene, en gran parte por la insistencia de este amigo "xeneize" por preferencias futbolísticas pero también por esas raíces itálicas que no deja de reivindicar, alternando su pasión boquense con la que siente por el Genoa.

Claro que tal reivindicación no le impide estar enamorado de su barrio, San Cristóbal, sobre cuya historia futbolera hicimos una investigación que nos permitió arribar a muy interesantes hallazgos cuando entre marzo y junio de 2017 volvió a participar del Taller. Esta vez, con su hijo Gianluca, ya en Entre Tiempos e integrando un grupo inolvidable tanto por la capacidad de sus integrantes como por el gran clima de trabajo que se generó entre ellos.

Aquí, el balance de Sergio, quien al menos por sus dichos parecería ser gran candidato a batir el récord de participaciones de una misma persona en el Taller realizándolo por tercera vez. Por supuesto, será un gran gusto si ello se da, como ya fue un gusto contar con un participante tan productivo e inquieto en lo que a generar iniciativas relacionadas con la historia del fútbol se trata.

Justamente, vale destacar que, por si lo que hace en Boca fuera poco, hoy Sergio también demuestra esa proactividad que lo caracteriza asumiendo la representación de su club en las reuniones que dirigentes e historiadores vienen manteniendo mensualmente dentro de la AFA como parte de la nueva comisión de Historia de la entidad. Una plataforma para la generación de actividades que darán mucho de qué hablar en un futuro nada lejano, y que, como no podía ser de otra manera, viene teniendo en él a uno de sus propulsores más apasionados, pensantes y solidarios.

Con ustedes, en definitiva, Sergio Brignardello. Alguien a quien, más allá de cualquier diferencia, siempre será un orgullo tener como "egresado" del Taller. Y, sobre todo, como amigo.




febrero 24, 2018

Don Abel y su baúl



Un grande de verdad Don Abel Angel Fresco. Inolvidables las anécdotas y los recuerdos con que matizó los encuentros de los sábados del Taller. Entró como un participante más y se fue como un amigo con quien ya estamos encarando varios proyectos en conjunto. No se pierdan su programa de radio "Puñado de Emociones", que se emite los miércoles de 18 a 20 hs. desde Entre Tiempos y del que estamos por ende participando con entrevistas, recuerdos y comentarios para los amantes de la historia del fútbol. Lo pueden escuchar online en elbaul.radiosenred.com.

mayo 21, 2016

Misión, visión y objetivos


Hay muchas formas de definir a Entre Tiempos: librería, centro de divulgación, espacio cultural, salón de muestras... Hasta "museo" o "templo sagrado" nos han dicho. Y es cierto: somos una mezcla de todo eso. Pero la idea es ser mucho más aún. Es no sólo ofrecer, sino también producir, estimular y mejorar la calidad de todo tipo de investigaciones, material, eventos y actividades con relación a la historia del fútbol.

Por eso, si nos preguntan cómo preferimos definirnos, la respuesta es "USINA DE CULTURA FUTBOLERA". De la vieja cultura futbolera, por supuesto. La verdadera. No ésta del "aguante" y la farandulización de las últimas décadas, sino aquella que tiene que ver con el SABER. Saber de los fundamentos de este deporte, de sus equipos y figuras actuales, pero también de su pasado.

Si nos preguntan por nuestro principal objetivo, justamente, responderemos que es recuperar y poner al alcance de todos ese saber que es parte insoslayable de nuestro acervo cultural y del propio patrimonio de los clubes. Y a su vez, complementarlo, corregirlo y fortalecerlo con nuevos saberes más profundos, interesantes y cercanos a la verdad.

Sin dudas, se trata de una tarea difícil en estos tiempos. Pero bien vale la pena. Porque, paradójicamente tratándose de historia, hay mucho nuevo por hacer en relación con esta temática. Y porque gracias a los recursos con que contamos tras casi 30 años de experiencia en la materia, a los avances tecnológicos y a la existencia de un espacio como el nuestro, ahora por fin PODEMOS HACERLO del modo en que tantas veces lo soñamos. Porque, ante todo, eso es Entre Tiempos: un LUGAR SOÑADO.

agosto 05, 2015

Entre Tiempos: un lugar soñado

Una nueva era empieza en la Argentina para todos los amantes de la historia y las estadísticas del fútbol. Creado y dirigido por Esteban Bekerman (periodista con 28 años de trayectoria profesional y autor de este blog), acaba de abrir sus puertas Entre Tiempos, el primer y único espacio cultural porteño dedicado al pasado del deporte más popular.

 
Ubicado en Salta 1108 (barrio de Monserrat), a muy pocos pasos de la sede de Futbolistas Argentinos Agremiados, el lugar cuenta con la primera librería especializada en historia del fútbol de Buenos Aires, en la que los interesados en el tema podrán encontrar y comprar obras de gran calidad investigativa que hoy resulta imposible hallar en librerías tradicionales.

El espacio también ofrece la posibilidad de consultar libros, revistas, documentación y recortes de mucho valor histórico en un sector con biblioteca, hemeroteca y archivo, al que periodistas, historiadores o investigadores aficionados tendrán la posibilidad de concurrir para buscar ese material o esos datos que siempre quisieron.

Asimismo, Entre Tiempos brindará distintos programas de capacitación presenciales y online, como un Taller de Investigación Histórica sobre Fútbol que su creador viene dictando desde 2005 con marcado éxito y que ya ha dado lugar a la aparición de trabajos muy novedosos en la materia.

Próximamente, el emprendimiento tendrá también su propia revista-libro, de características únicas en el mercado argentino por la profundidad y el vuelo literario con que encarará cuestiones históricas prácticamente desconocidas, o bien tocadas sólo superficialmente hasta ahora.

Tal publicación se podrá adquirir en formato impreso o digital mediante el pago de una suscripción que dará beneficios adicionales muy interesantes, como la posibilidad de recibir, consultar y solicitar material bibliográfico y de archivo en las instalaciones de Entre Tiempos u online.


Horarios de atención al público:
Lunes, miércoles y jueves de 15 a 21 horas.
Para concurrir en otro momento, combinar visita escribiendo a entretiemposfutbol@gmail.com

Fanpage de Facebook:
(dale "Me Gusta" y accedé a descuentos en libros y demás material histórico)

Twitter:
@entretiempos_ar

POR FAVOR DIFUNDIR

julio 15, 2014

El problema es el Messianismo

A mi entender, el bajón de Lionel Messi en los partidos de "knock-out" del Mundial 2014 no pasa por lo anímico, lo futbolístico ni lo físico, sino por la presión. Su propio  padre ya había dado algún indicio en ese sentido, al admitir que sus vómitos tienen que ver con "el estrés".

Lo innegable salvo que uno vea una realidad paralela es que en la fase de grupos -e incluso si se quiere contra Suiza- Messi fue un jugador, y en los partidos contra Bélgica, Holanda y Alemania otro bien distinto. O sea, objetivamente a medida que fue creciendo la importancia de los encuentros o la dificultad de los rivales su nivel decayó, como si la responsabilidad lo abrumara. ¿No será la solución entonces quizás sacarle un poco de peso a esa mochila que lleva encima, y no diseñar formaciones o meter cambios exclusivamente para que él rinda como si fuera lo único que puede hacer ganar al equipo?

Claramente eso fue lo que pasó con Alemania: Sabella confió más en Messi que en el equipo, y por eso metió cambios que tal vez -tal vez- eran lo mejor para que Messi rindiera, pero con los que no sólo no logró levantar su producción sino que, por un lado (léase ingreso de Agüero), claramente atentó contra el buen rendimiento que Argentina había tenido en el primer tiempo al privarla del que había sido el mejor jugador de esos 45 minutos (Lavezzi), y por otra parte (ingreso de Gago) generó un desbalance defensivo dejando muy descuidada la punta por la que llega el gol alemán.

O sea que por confiar más en Messi que en el equipo se sacrifica al equipo para que rinda Messi, sin que Messi justifique en ningún momento de la final -ni de los dos partidos anteriores- ese sacrificio. Repito entonces: ¿no será la hora de tratarlo como a un ser humano, que puede tener sus momentos brillantes y otros no tan buenos, o de apostar a un equipo antes que a un genio que nos salve?

En el caso de los alemanes, estoy seguro de que jamás siquiera se harían esta pregunta: por idiosincrasia y tradición apuestan a lo colectivo, aún cuando no les han faltado luminarias futbolísticas precisamente. En la Argentina, en cambio, eso de esperar un salvador prácticamente está en nuestro ADN. Y el fútbol, se quiera o no, es un juego colectivo. Como demostró muy bien el Barcelona de Guardiola, donde Messi exhibió su mejor versión acaso justamente porque nadie le pidió nunca que salve nada sino sólo que hiciera lo suyo acoplándose -y sumiéndose- a un plan colectivo bien claro en el que el ataque es una consecuencia natural del juego, y no de la inspiración individual de un genio.

noviembre 14, 2013

Quién soy, qué hago

Soy un periodista con 27 años de trayectoria ininterrumpida en el medio y en particular en la gráfica, si bien trabajé también mucho en radio e hice algo en TV. Ante todo me considero una persona proactiva, que constantemente busca explorar nuevos caminos dentro de su profesión y en la docencia. Prueba de esa inquietud es que, paralelamente a mi trayectoria trabajando para terceros (ver mi currículum aquí), participé muy activamente de la creación de varias publicaciones propias y ajenas, aportando ideas novedosas además de mi trabajo específico como editor periodístico.

Si bien me desempeñé en todo tipo de medios, soy un apasionado por la historia del fútbol, tema sobre el que vengo desarrollando continuamente varios proyectos periodísticos y académicos muy novedosos. Cuento al respecto con muchísimo material de archivo y bibliográfico, lo que me permitió publicar varios trabajos inéditos en la materia como el libro "Diccionario Velezano (1931-1996)". Asimismo, he creado y modero el grupo de Facebook "Historia y Estadísticas del Fútbol", la más importante comunidad de habla hispana en su género con más de 14000 miembros de todo el mundo.

También son creaciones mías la cátedra de Historia del Fútbol Argentino y el seminario "Historia de la Selección Nacional Argentina de Fútbol" que dicto desde 1997 y 2010 respectivamente en la Escuela del Círculo de Periodistas Deportivos de Buenos Aires, así como un Taller de Investigación Histórica y Estadística sobre Fútbol que he dictado en diversos centros y ha servido como plataforma para trabajos muy novedosos, de próxima publicación.

Especialidades: Edición integral de revistas y websites. Producción multimedia. Tareas periodísticas en general. Diseño y realización de ciclos, charlas, talleres, seminarios y cursos en relación a la historia del fútbol. Elaboración de proyectos turísticos y culturales que aborden el fenómeno futbolístico en la Argentina. Producción de informes y estadísticas sobre fútbol. Obtención de material histórico. Moderación de comunidad virtual.